Carlos Melconian: “Si no fuera por la santa soja, esto volaba por el aire”

Las 10 definiciones de Carlos Melconian sobre la situación económica que atraviesa la Argentina
"Si no venía la santa soja o el regalo de los Derechos Especiales de Giro (DEG) del FMI, volaba por el aire esto", afirmó Carlos Melconian en una entrevista.

Con su tono directo, el consultor y ex titular del Banco Nación, Carlos Melconian, hizo un diagnóstico de la economía argentina en medio de la pandemia de coronavirus y en ese marco, aseguró que si el país no hubiera recibido el flujo de divisas que ingresó en los últimos meses como consecuencia de la liquidación de la soja, que opera en cifras récord, hubiera “volado por los aires”.

“¿Qué evitó una explosión cambiaria y financiera en Argentina? La santa soja. Si no venía la santa soja o el regalo de los Derechos Especiales de Giro (DEG) del FMI, volaba por el aire esto. No es política, ni slogan, ni ganas de hacer despelote. Esto es así”, aseguró el economista en una entrevista con el periodista Maximiliano Montenegro en Youtube.

Los dichos de Melconian se dan en un contexto en el que la suba de los precios internacionales de los commodities agrícolas, en especial de la soja, el maíz y el trigo, abrió una suerte de debate respecto a qué efectos tiene sobre la economía argentina.

Por un lado hay quienes piensan que es algo totalmente beneficioso para el país debido al robusto ingreso de divisas, sobre todo teniendo en cuenta la eterna avidez de dólares de las arcas nacionales, pero también hay quienes piensan que es un factor inflacionario, por lo que es necesario “desacoplar” su precio del valor de los alimentos en el mercado interno.

¿Qué evitó una explosión cambiaria y financiera en Argentina? La santa soja. Si no venía la santa soja o el regalo de los Derechos Especiales de Giro (DEG) del FMI, volaba por el aire esto (Carlos Melconian)

Las expectativas de ingresos de dólares al país dieron un salto considerable respecto a lo registrado en 2020. Esto llevó calma a muchos índices cruciales de la economía argentina que estaban atados a una gran incertidumbre, por ejemplo, en lo que respecta a la tensión cambiaria. De esta manera, las liquidaciones del agro permitieron que el Banco Central pasara de vender divisas a comprarlas en montos significativos.

El FMI sabe que los 50 mil millones de dólares son impagables y tiene que buscar una salida a esto”, manifestó el economista.
El FMI sabe que los 50 mil millones de dólares son impagables y tiene que buscar una salida a esto”, manifestó el economista.

En otro orden, Melconian se refirió a la negociación del Gobierno Nacional con el Fondo Monetario Internacional (FMI) para refinanciar los USD 45.000 millones del préstamo que el organismo otorgó al Gobierno de Mauricio Macri en 2018. “El FMI sabe que los USD 50.000 millones son impagables y tiene que buscar una salida a esto”, manifestó el economista.

Con respecto a un posible acuerdo, con el organismo de crédito internacional, dijo: “Este no es un acuerdo que va a excitar, es un acuerdo para no ser paria mundial”.

Y agregó: “Haces un acuerdo con el Fondo y después qué va a venir. Argentina tiene que encontrar la fórmula para volver a crecer. La crisis viene desde 2011. No crecer en términos económicos es estar en crisis”.

El FMI sabe que los 50 mil millones de dólares son impagables y tiene que buscar una salida a esto (Carlos Melconian)

Asimismo, consideró que “el gobierno no tiene ningún proyecto pero tiene clarito una cosa: quiere limpiar los pagos”.

Consultado por la restructuración de deuda con acreedores privados que llevó a cabo en 2020 el ministro de Economía Martín Guzmán y las negociaciones para restructurar deudas con otros acreedores como el Club de París por USD 2400 millones, o con el propio FMI, Melconian remarcó que el gobierno de Alberto Fernández eligió “no pagar”, pero no defaulteando sino “con acuerdos y pateando para adelante”.

SEGUIR LEYENDO:

Con la mirada en la deuda y en la potencial salida de la crisis, Martín Guzmán vuelve a reunirse con los principales empresarios del país

Emprendedores en alerta: el kirchnerismo busca poner fin a las SAS, las empresas que se crean online y en 24 horas

Sin la adhesión de la Ciudad, Diputados convirtió en ley el nuevo Consenso Fiscal que autoriza la suba de Ingresos Brutos

Publicite con nosotros!

Chequea también

Protestas en Caracas: decenas de venezolanos fueron convocados para ser vacunados, y después de horas de espera les informaron que no serían inmunizados

Pese a los constantes reclamos de la población venezolana y de la oposición, persiste la desorganizada campaña de vacunación contra el coronavirus impulsada por la dictadura de Nicolás Maduro. Este domingo decenas de venezolanos no pudieron recibir la segunda dosis en el Hotel Alba de Caracas, pese a haber sido convocados por las autoridades sanitarias.Después de haber recibido la convocatoria, y mientras realizaban la fila por la mañana, las personas que se acercaron a ese centro de vacunación en la capital venezolana fueron informadas por la Guardia Nacional Bolivariana (GNB) que finalmente no vacunaría en el día de la fecha.“No contamos con la preparación logística para el día de hoy. No vamos a vacunar el día de hoy. Hoy no tenemos prevista la jornada porque estamos haciendo las remodelaciones para adecuar los espacios en beneficio de la población. Mañana comenzaremos nuevamente”, informó el comandante Pedraza, ante la indignación de los presentes.Acto seguido, las personas comenzaron a protestar en las inmediaciones del Hotel Alba y expresaron su malestar a los medios de comunicación presentes.En uno de los videos difundidos en las redes sociales se puede observar a los manifestantes al grito de “queremos vacunas”.Una ciudadana, de 73 años, manifestó su indignación al portal Monitoreamos. “Yo no vine porque a mí me provocó. Yo vine porque me citaron para hoy 20 de junio para la segunda dosis”, reclamó la señora, mostrando a cámara el certificado.“No nos hagan caer en esta indignidad. Yo tengo 73 años y estoy entera, pero hay personas viejitas, en sillas de ruedas. Entonces informen vía Twitter, SMS, por lo que sea. Lo que indigna es la falta de respeto hacia el ciudadano”, agregó.“Vine ayer a preguntar si hoy día del padre iban a vacunar y la doctora que estaba revisando las tarjetas de vacunación me dijo: si mañana le toca, venga mañana, pero es día del padre y me contestó: ¿Y? Estamos en pandemia”, dijo uno de los convocados al portal Efecto Cocuyo.Según reportó la prensa local, las personas comenzaron a congregarse cerca de las 8 de la mañana, tal como estipulaba la convocatoria de las autoridades. En su mayoría era personas de avanzada edad, muchas de las cuales asistieron en sillas de ruedas o con bancos para no esperar de pie.Este domingo el dirigente opositor Luis Florido dijo que la dictadura chavista miente al prometer que para octubre estará controlada la pandemia de coronavirus, ya que, según indicó, la vacunación contra esta enfermedad avanza a un ritmo en el que se necesitarían “50 años para inmunizar al 70 % de la población”.“Venezuela es el país que menos vacunas ha recibido, se han vacunado apenas el 2 por ciento de la población. En un régimen que lo que hace es puros anuncios, este es el régimen de la mentira, de la pobreza, que ha masacrado al pueblo”, fustigó Florido.El también ex diputado citó a “Our World In Data” para señalar que en Venezuela solo se están aplicando entre 20.000 y 30.000 vacunas al día. “A este ritmo de vacunación, se necesitan más de 50 años para lograr la inmunización del 70 por ciento de la población”, indicó.Recordó también que hasta la fecha se desconoce el porcentaje del personal de salud inmunizado, y criticó que las personas llamadas a vacunarse tengan que enfrentar “largas filas y aglomeraciones que elevan los riesgos de contagio”.Además, denunció que “no se está cumpliendo con la aplicación de la segunda dosis” de la vacuna.El opositor venezolano Luis Florido advirtió que a este ritmo, a Venezuela le llevaría 50 años para vacunar al 70% de su población (EFE/Luis Eduardo Noriega A.) (EFEI0342/)Según indicó hace una semana el ministro de Salud, Carlos Alvarado, Venezuela ya tiene “vacunas suficientes para vacunar a 13% de la meta”, unas 2,9 millones de personas.El régimen de Maduro anunció que espera inmunizar este año al 70% de la población venezolana, unas 22 millones de personas. Hasta el sábado, en Venezuela se acumulaban 259.413 contagios de la covid-19 y 2.943 muertes.Los retrasos en los pagos al programa global Covax, impulsado por la OMS, han hecho que el país dependa de los aliados de China y Rusia para inmunizar a la población. Días atrás, Venezuela recibió un nuevo lote de 500.000 dosis de la vacuna Sputnik V, con lo que, sumadas a las que llegaron anteriormente, el país caribeño ha recibido hasta el momento 3,23 millones de vacunas contra la enfermedad que provoca el nuevo coronavirus.Con información de Monitoreamos, Efecto Cocuyo y EFESEGUIR LEYENDO:“De repente alguna expropiación fue injusta”: el hijo de Maduro reconoció que el chavismo cometió errores contra el sector privadoEn el Día Mundial del Refugiado, la oposición venezolana pidió ayuda para los 5,6 millones de migrantes: “Fueron desterrados por la dictadura”La conmovedora historia de un preso político en Venezuela: un crimen que no cometió, su lucha por la libertad y el logro de presentar la tesis de grado tras las rejas

A los 61 años, murió de un infarto el escritor Juan Forn

(Martín Rosenzveig) (Martin Rosenzveig/)Este domingo, a los 61 años, murió de un infarto el escritor Juan Forn en Mar de las Pampas, quien además se destacó como editor, traductor y en la actualidad dirigía la colección Rara Avis, de editorial Tusquests.Forn pertenece a la camada de autores que irrumpió en la literatura argentina durante los ’90, aunque su primer libro, la novela Corazones cautivos más arriba, salió a fines de la década del ‘80, auqnue sería con su libro de cuentos Nadar de noche, con el que comenzaría a resonar en los círculos literarios y el público lector. Tras un viaje por Europa, comenzó a trabajar como editor en 1980, primero en Emecé y después en Planeta, donde creó la colección Biblioteca del Sur. En 1994 fue invitado por el Woodrow Wilson International Center (Washington DC) para finalizar Frivolidad, novela publicada en 1995. Posteriormente publicó Puras mentiras.“A comienzos de los 90 en la Argentina había una literatura joven aburrida y pretenciosa. Hasta que llegó Juan Forn con sus ficciones, pero sobre todo con su laburo (desmesurado, polémico) de editor de Biblioteca del Sur”, escribió el autor Jorge Olguín en Twitter. Y agregó: “A Juan, entre otros aciertos, le debemos los primeros libros de Rodrigo Fresán, de Marcelo Figueras, de Alberto Fuguet, de Belén Gache. Fue el editor del primer libro de Mariana Enríquez. Se peleó mal con Fogwill, pero quién no. Edito hermosos libros de Dal Masetto”. Además, en los últimos años fue el descubridor de Camila Sosa Villada, de quien editó Las Malas. Nacido en la ciudad balnearia de Villa Gesell, Forn había decido regresar a la vivir en la ciudad para llevar una vida más tranquila, tras hacer sufrido pancreatitis. En una entrevista con Infobae Cultura, comentó: “Yo tuve una pancreatitis, un coma pancreático, no encontraban las causas, y la explicación que me dieron fue ‘usted tiene que aprender a parar antes de estar cansado porque su registro al cansancio está equivocado’. Y la verdad es que por mi manera de escribir toda la vida ha sido un esfuerzo por entrar a ese lugar en donde uno se pierde, pierde su identidad y es otra cosa. Y, la verdad, si tengo que estar todo el tiempo pendiente de cuándo salir para no cansarme es casi imposible adentrarme. De manera que decidimos con la madre de mi hija, en ese momento Matilda tenía 2 años, irnos. Ella quería pasto debajo de los pies, había tenido una infancia rural. Y decidimos que queríamos vivir cerca del campo y nos fuimos allá. Y yo estaba enojado con la ciudad, enojado con el mundo periodístico, con el mundo editorial, con todo. Estaba enojado con todo porque en realidad estaba enojado conmigo mismo. El problema era yo.”Forn, además, como periodista fue fundador del Suplemento Radar y columnista de Página/12. En las redes, algunos de quienes trabajaron con él solo pudern expresar su tristeza, como Liniers, quien comentó “Que tristeza enterarme de la muerte de Juan Forn. Un escritor genial y mi primer editor en un diario (suplemento Radar) Un abrazo a sus amigos y familia. Gracias, Juan”.La autora Claudia Piñeiro, por su parte, escribió: “Qué pena tan grande la muerte de Juan Forn. No se soporta tanta muerte. En este caso de alguien joven, talentoso, amable. Ya sé que queda lo valioso que escribió y que editó. Pero hoy no me alcanza de consuelo”.En 2007 obtuvo el Premio Konex de Platino en la disciplina Periodismo Literario, otorgado por la Fundación Konex, y en 2017 el Diploma al Mérito del mismo premio.